domingo, abril 3

Cursa El Corte Inglés: bicis, carritos, caídas, subidas rompepiernas, cheerleaders...

Como comenté en mi último post, esta mañana he corrido la Cursa El Corte Inglés. A pesar de ser una carrera multitudinaria, una vez más me ha gustado. Tanto el ambiente festivo como el recorrido, que es exigente y atractivo. El año pasado corrí en 58', así que este año me había propuesto mejorarlo un poco, ya que también he entrenado un poco más. Ahí va mi pequeña crónica:
Salida. Son las 9.30 y el sol no acaba de salir. Pistoletazo de salida. ¡Sálvese quien pueda! Me he colocado en el lateral de Passeig de Gràcia, a la altura de la salida, y he dejado que pasara la marabunta. 55.807 personas, según la organización (restad los 20.000 que se habrán quedado durmiendo, jeje). A partir de ahí me he incorporado a la calle Aragó un ritmo cómodo. Con tanta gente, tampoco hubiera podido ir más rápido aunque quisiera...
Km. 1: Carritos con bebés, bicis, perros de paseo... Imagino que han empezado a correr directamente en la calle Aragó, porque si no no me lo explico.
Km.2: seguimos por la calle Aragó, corriendo tranquilos y tratando de no pisar a nadie. De vez en cuando alguien cae al suelo. ¡Esto es la guerra! No hace mucho calor, pero la humedad se deja notar. Pasamos junto a los Bomberos, que este año no nos refrescan con agua. "¡Esa manguera!", grita más de uno.
Km. 3: Plaça Espanya. Miro el reloj: paso en 15 minutos aproximadamente, pero la referencia no me sirve de mucho. ¡Se acercan las primera rampas!
Km.4: En plena subida, junto al Poble Espanyol. Se acabó el cachondeo. Más de uno empieza a caminar y se escuchan los primeros jadeos de auténtico cansancio. Hay un punto de avituallamiento al final de la subida, ¡y se agradece!
Km. 5: Al final de la subida, en vez de encarar la calle que lleva al Estadi Olímpic, nos desviamos hacia abajo en un fuerte descenso. Lo malo es que estamos bajando todo lo subido... Lo que significa que nos esperan nuevas rampas.
Km. 6: Tras una subida exigente, llegamos al Estadi. Miro de nuevo el reloj: 31 minutos. No he subido muy rápido, pero sí mejor que el año pasado. Corremos en fila, ocupando dos calles de la pista, que no hace mucho tiempo estrenó su característico tartán azul. Disfruto de la sensación de correr por una pista olímpica. Buen momento para dejarse ir, porque nos espera una última subida.
Km. 7: Por fin, se acabó la subida. Los 500 metros después del estadio para mí son los más duros, porque casi no cuentas con ellos... pero hay que hacerlos igualmente. Han sido 3,5 km rompepiernas. Paso este punto en 37'10", algo más lento de lo que querría, y es que la subida se me ha hecho durilla. ¡Empieza la bajada!
km. 8: Menudo gustazo correr cuesta abajo hacia la Font del Gat. Me propongo recuperar segundos aprovechando que voy bien de fuerzas. Ahora voy a 4'20"-4'30" aproximadamente, esto ya es otra cosa. En el km 7,5 aproximadamente, oigo un estruendo unos metros más allá. Cuando llego a la curva, veo que un grupo de cheerleaders nos anima con coreografía incluida. El corredor de al lado y yo nos miramos. ¿Por qué no se habrán puesto en la subida? :-)
Km. 9: Ya en llano, mantengo el ritmo de 4'30". Esperaba sufrir un poco más en este tramo, pero veo que voy bien, así que ya puestos, me propongo bajar de 55', por aquello de correr por debajo de 5'/km. Encaramos la Ronda de Sant Pau. Ya se ve el km. 10.
Km. 10: he seguido recortando segundos, pero no los suficientes. Paso en 51 minutos, así que si quiero asegurarme bajar de 55', tendré que apretar un poco. Ya se oye la megafonía de meta al entrar en la calle Pelai, así que acelero el paso. Aparecen las pancartas de 300 m, 200, 100 m...
Km. 10,8 (meta): ¡Final! Llego en 54'41". Lo he pasado bien y he corrido en la marca propuesta. Contento de haber dosificado bien en una carrera como ésta. ¡Hasta la próxima!

2 comentarios:

TRIRUNNER dijo...

Buena crónica y buena carrera. Me alegro de que hayas disfrutado, el año que viene, por debajo de 50'!!!
Saludos.

Blogger dijo...

eso, eso! jeje